La segunda vida de los gifs animados

Ayer tuve un día un poco regular e hice muchas cosas para animarme que funcionaron, pero tengo que confesar que lo que mejor me hizo sentir es dedicarme un ratito a mirar gif animados. ¿Son los gifs animados lo mejor de la vida? ¿Podríamos ya zanjar toda actividad relacionada con la autoayuda? Yo diría que sí.

Pero la bondad gratuita de los gifs, igual que se recibe, hay que darla, por lo que he decidido crear esta sección dedicada a ellos.

Para inaugurarla he seleccionado unos cuantos gifs absolutamente maravillosos, que ya rulaban por ahí como pequeñas perlas visuales, cuando alguien decidió que la palabra escrita podía mejorarlos.

Deja un comentario